BUSQUEDA / BUSCAR

fotos de la catedral de Aguascalientes (México)



La catedral de Aguascalientes (México) se construyó en varias etapas; en su origen no había sido pensada para ser sede episcopal. La primera capilla se construyó hacia 1575 y no es hasta que la entonces villa se consolida como una población importante cuando comienza a construirse la actual, en el siglo XVIII.

Su planta original era de cruz latina; posteriormente se amplió a tres naves con ayuda del arquitecto autodidacta José Refugio Reyes Rivas. En sus orígenes existían tres retablos barrocos (uno de ello se encuentra en el templo parroquial del municipio conurbado de Jesús María), que fueron destruidos y sustituidos por altares neoclásicos.

La construcción del templo actual fue auspiciada por el presbítero Antonio Flores de Acevedo y terminada bajo la dirección del cura Manuel Colón de Larreátegui; consta de un barroco sobrio de estilo salomónico debido a las pilastras helicoidales en su fachada, donde también se pueden apreciar a los 4 principales doctores de la iglesia latina. En el entablamento sobresale una inscripción que dice BASILICAE LATERANENSI IN PERPETUUM AGGREGATA (basílica lateranense agregada en perpetuidad).

En el segundo cuerpo destaca la ventana coral de arco mixtilíneo rodeada de ángeles sobre relieves vegetales; a los lados, columnas, entre ellas nichos con esculturas. En el cuerpo superior existe labrada en la cantera una imagen del la virgen de la Asunción y en el remate, que fue añadido posteriormente, se observa a la trinidad. En sus orígenes la catedral poseía una sola torre.

El interior es de planta basilical, de estilo clásico toscano, con tres cúpulas, una principal y dos pequeñas en las naves laterales; abundante decoración con motivos vegetales y relieves de argamasa. Destaca un bello ciprés de mármol blanco. La imagen de la Virgen de la Asunción (patrona de la ciudad y de la diócesis de Aguascalientes, establecida en 1899), que está en el ciprés del recinto, fue traída de España, para reemplazar a la antigua en 1919. La imagen original se encuentra en los azulitos Jalisco.

En el ábside se encuentra la sillería labrada en madera y pintura de San Juan Nepomuceno. A los lados se encuentra la capilla del Sagrario, decorada en dorado y azul, y en la sacristía, pinturas al óleo de autor anónimo. En la nave central se encuentra el púlpito con tornavoz; en el coro destaca un órgano tubular de madera recientemente restaurado. por la casa italiana Ruffatti. Este nuevo organo fue instalado a principios del 2005, y es el primer organo de la famosa casa Ruffatti en America Latina.

 

0 comentarios:

. . . . . . . . . .. . . .

 

BUSQUEDA / BUSCAR